Doctor Strange: Doctor Extraño (2016)


Fotograma: Doctor Strange: Doctor Extraño (2016)

El Dr. Stephen Strange (Benedict Cumberbatch) es un neurocirujano mundialmente conocido hasta que un terrible accidente le priva del uso de las manos. Apartado de su profesión por su dolencia, Strange busca, sin éxito, una cura en la medicina convencional. Será entonces cuando oiga hablar de Kamar-Taj, un lejano lugar en el que podría encontrar lo que tanto busca. Allí conocerá a El anciano (Tilda Swinton), un poderoso mago que ayudará a Strange a desatar sus poderes y convertirse en el único hechicero capaz de salvar el mundo.

Valoración: 7,287.

Tráiler de la Película

Ficha

Título Original: Doctor Strange.
Director: Scott Derrickson.
Guionistas: C. Robert Cargill, Scott Derrickson, Jon Spaihts.
Actores: Benedict Cumberbatch, Chiwetel Ejiofor, Rachel McAdams, Tilda Swinton, Michael Stuhlbarg, Mads Mikkelsen, Benjamin Bratt, Benedict Wong, Scott Adkins.
Productor: Kevin Feige.
Música: Michael Giacchino.
Fotografía: Ben Davis.
Montaje: Sabrina Plisco, Wyatt Smith.
Nacionalidad: Estados Unidos.
Año de Producción: 2016.
Duración: 115 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 7 años.
Género: Fantástica.
Estreno (España): 28 de octubre de 2016.
DVD (Venta): 1 de marzo de 2017.
Distribuidora (España): Walt Disney Studios Spain.
Espectadores (España): 537.554.
Recaudación (España): 3.344.267,44 €.

Cartel: Doctor Strange: Doctor Extraño (2016)

Crítica

04-11-2016 – JOSU EGUREN

El truco final

Con el anuncio de la elección de Scott Derrickson como responsable de expandir la nómina de superhéroes del Universo Cinemático marvelita surgió la duda de cuál de las dos partes sacrificaría más en el proceso de asimilación correlativa de identidades que ha dado origen al nigromante interpretado por Benedict Cumberbatch, a partir del personaje creado en los años 60 por Stan Lee y Steve Ditko.

Al margen de su fallido remake de “Ultimátum a la Tierra” (2008), Scott Derrikson ha transitado por los caminos del horror sobrenatural dejando a su paso una obra que, si bien cuestionable, alertaba sobre la presencia de un profundo conocedor de los estilemas clásicos, capaz de absorber influencias marginales para regurgitarlas en el formato de un cuento de terror al gusto del público contemporáneo, pero sin entregarse por completo al efectismo que ha corrompido las secuelas de la productora BlumHouse. Afortunadamente, la caligrafía del director de “Sinister” no se diluye por completo en el magma deformante que define las líneas maestras del estilo marvelita; frente a la epítome del cine automático, avasallador y robotizado que los hermanos Russo facturaron vía “Civil War”, Derrickson ofrece un recital de lisergia y prestidigitación visual que hace de la ilusión (un ingrediente básico para el terror) el material a partir del que se levanta una catedral de arquitecturas efímeras.

Por supuesto, abunda el humor, finalmente contextualizado por un personaje de fuertes raíces espirituales que se arrima a Christopher Nolan cuando el guion hace uso del bucle espacio temporal como ‘gimmick’ cohesionador de los planos ilusorio y narrativo. La fanfarria compuesta por Michael Giacchino, el carisma de Cumberbatch y un reparto sólido que convoca a dos personalidades tan magnéticas como las de Mads Mikkelsen y Tilda Swinton rescatan a Marvel de ese espejismo de rotundidad que es el primer síntoma de la apatía.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Estrenos 2016 y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s